miércoles, 22 de octubre de 2014

Administración de vitamina K al recién nacido

Recientemente escuché el rumor de que la dosis de vitamina K, que se administra al recién nacido al nacer de manera protocolaria en el país, podría aumentar el riesgo de cáncer, especificamente de leucemia.

En esta época de información incompleta y mal fundamentada pero muy difundida, es importante conocer los hechos para tomar una desición informada.

En la mayoría de los casos los padres no podrán elegir si quieren que su bebé reciba la dosis al nacer, pero para aquellos que podrán tomar la desición es importante que sepan que no se ha probado la relación de la administración de la vitamina con el desarrollo de leucemia ni de ningún tipo de cáncer.

Sin embargo, la vitamina ayuda a que la coagulación de la sangre del bebé pueda llevarse a cabo, y los resgos de no aplicarla son graves. Si la sangre no puede coagular correctamente, se puede desarrollar alguna hemorragia interna, especialente en el cerebro, que podría no presentar ningún síntoma, hasta que provoque la muerte.

Es por eso que se ha adoptado esta medida y se ha probado que la que se aplica por medio de inyección intramuscular, es más efectiva que la oral, aún cuando sean varias dosis.

Espero que este artículo les haya sido de utilidad.

Fuentes:
http://europepmc.org/abstract/MED/9177427
http://www.nejm.org/doi/pdf/10.1056/NEJM199309233291301
http://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S1130634310002163
http://pediatrics.aappublications.org/content/112/1/191.full
http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/8564904
http://www.moh.gov.my/attachments/735.pdf