lunes, 22 de octubre de 2012

Tiendita La Milpa

La Milpa empezó a existir hace ya cuatro años, y en abril hará 5.



Empezó más como un centro de enseñanza que una tiendita, y tomé el nombre de la milpa porque escuché como, antigüamente era un lugar de reunión para miembros de la comunidad de todas las edades y ahí se iban transmitiendo conocimientos.

La tienda de Centro la Milpa

Esta es una de las intenciones que ha tenido desde sus inicios el Centro de Desarrollo la Milpa, ser un lugar de reunión, una red de apoyo para familias que empiezan, lugar para compartir saberes, además de que reducir el impacto abmiental ha sido siempre nuestra preocupación.

Durante los años he dado talleres en diferentes lugares, hemos crecido con ditribuidoras en diferentes partes de México, tenemos ahora una tienda en línea y también ofrecemos nuestros productos en Costa Rica. Pero no sólo eso, seguimos creciendo.

Contamos con la clase semanal para bebés, los miércoles y pronto tendremos más cursos que ofrecer y productos también.

De momento, reorgnizamos la tiendita en Heredia, y pueden visitarla, cita previa (87133711, centrolamilpa@gmail.com), nos gusta trabajar de esta manera, cercana, familiar, sin muchos intermediarios, benefeciando directamente a familias.

Aquí algunas vistas de como se va acomodando la tiendita.

Tiendita La MilpaTiendita La MilpaTiendita La MilpaTiendita La MilpaTiendita La Milpa

Y por último un poco de información del maíz, que ahora está en tanto peligro.

Del libro Sin Maíz no hay Juego, les dejo información sobre El maíz, y recomiendo el libro, originado en una exposición del Museo de Culturas Populares titulado Sin Maíz, no hay País.


"La siembra del maíz es el principal sistema agrícola mexicano de cultivo que durante su proceso se asocia, por lo menos, con otras tres plantas: el frijol, la calabaza y el chile. Cada una de ellas cumple una función importante; el frijol fija nitrógeno en el suelo para nutrir al maíz; el maíz aporta caña (milpa) en que podrá enroscarse y crecer; la calabaza preiene el crecimiendo de malas yerbas y conserva la humedad con sus grandes hojas pegadas al suelo, y el chile sirve de protectos al ser repelente de algunos insectos,"



"Donde hay milpa, hay ritos. El rito varía en cada cultura, en cada comunidad, Se realizan antes de rozar y sembrar, para pedir la lluvia o al levantar una cosecha, o bien para dar gracias. Se da habitualmente alguna ofrenda -a menudo copal- y el sacrificio de un animal -una gallina o un guajolote- que nutre con su sangre la tierra. El animal se preprar ahí mismo, en la milpa, como base de una comilona. En el curso del rito se observan señales que pueden indicar las perspectivas del cultivo. Las invocaciones y ceremonias revelan una relación con el respeto ante la Madre Tierra, la cual para todos los campesinos es sagrada".
 


"El conocimiento de "saberes indígenas" abarca todos los ámbitos de la vida.  El cultivo del máiz es entre ellos una actividad comunitaria en la que todos participan para determinar las áreas de cultivo, las actividades que lo facilitarán y las fechas importantes del calendario agrícola local.

Las desiciones en grupo permiten ordenar el cultivo de acuerdo con el interés comunitario, para establecer responsabilidades considerando las necesidades y capacidades personales.

El cultivo mismo exige interacción entre familias, donde se comparten semillas, herramientas o instrumentos, animales de trabajo, etcétera."



Las imágenes que acompañan a los textos citados fueron tomadas de la página de la organización Sin Maíz no hay País, pueden conocerla haciendo click aquí.