domingo, 19 de julio de 2009

Revista padres e hijos del mes de julio 2009

Me impresioné mucho cuando vi esto en puesto de revistas y en cuanto tuve oportunidad la compré.
Revista padres e hijos julio 2009
Me da mucho gusto que el uso del rebozo se esté popularizando, aunque yono veo la tele y no se si ya ha llegado allá, el hecho de que aparezca en una revista lo acerca mucha gente.

He hablado mucho de esto, pero repito, el rebozo da ventajas invaluables en la crianza, sólo ventajas para padres e hijos, aunque el desarrollo intelectual sea mejor, debo confesar que no eslo que más me importa, sino la relación que se establece con el bebé, porque estoy convencida de que cuando hay crianza con apego se reducen notablemente las conductas violentas y eso termina afectando a la sociedad como conjunto, pero a la vez genera un ambiente de bienestar en el círculo familiar que se reproduce, generando más y más bienestar.

Al mismo tiempo que el rebozo tiene toda esta vibra positiva alrededor de sí, hay toda una mala vibra también relacionada, y es que en México, o al menos en la Ciudad de México parece haber una competencia alrededor del rebozo portabebé como producto, como si alguno hubiera encontrado el hilo negro y además, al ser poco conocido a veces hay un abuso en el precio. Yo pienso que es algo para compartir, no para acaparar, y aunque yo hago todos los rebozos que vendo, invito a todos a buscar e informarse, porque pueden hacer uno ustedes mismos, hay mucha información en la red que te dice cómo, empezando por la página de Jan Andrea que está en inglés, y mucho más, yo hice un pequeño instructivo gratuito para el abrazo acá.

A mí me parece que todo esto de promover el uso de los pañales de tela, los rebozos, la lactancia, la crianza con apego, esté relacionado también con dejar de consumir innecesariamente de las grandes compañías que explotan a sus empleados y mejor comprar algo hecho a mano más directamente de una persona real, además claro de consumir menos, reutilizar y reciclar.

Pero bueno, esa es mi opinión.